lunes, 23 de octubre de 2017

En mitad de ninguna parte (Julio Llamazares)

TÍTULO: En mitad de ninguna parte
AUTOR: Julio Llamazares
AÑO: 1995
EDICIÓN: Alfaguara, 2014
GÉNERO:

RESUMEN: Siete relatos de la mano del escritor Julio Llamazares con unos protagonistas de fuerte carácter.

OPINIÓN PERSONAL: Leí este libro sobre todo gracias al Reto Autores de la A a la Z, ya que necesitaba un autor cuyo apellido comenzara con la letra “Ll”. Lo que me gusta de este reto es que me incentiva a conocer autores nuevos y a salir de mi zona de confort para poder completarlo.

El libro me ha sorprendido, me ha gustado bastante más de lo que esperaba. Las historias son buenas y el estilo del autor sencillo, pulcro y cuidado. 

En mitad de ninguna parte son cien páginas que contienen siete relatos y un prólogo del autor. En este prólogo Llamazares cuenta, entre otras cosas, que la primera edición de esta obra vio la luz en 1995 y que los relatos que contiene aparecieron primeramente publicados en periódicos, principalmente en el diario El País.

Varios de los relatos tienen un tono de humor, de ironía, que fue lo que más me gustó. Las historias nacen de hechos puntuales, casuales o imprevistos, y sus protagonistas suelen tener en común el ser hombres que se niegan a claudicar ante el destino (bien sea el trabajador de un banco atrapado por un camión, un ferroviario despedido o un trasnochador empedernido). Los finales son imprevistos y la soledad es un componente de todos los textos.

Voy a hablaros un poco de los relatos:

Un cadáver de pavo en la nevera: un matrimonio mal avenido acabará una Nochebuena con un cadáver de pavo en la nevera. Es una historia cuyo final me dejó un poco fría, como el pavo.

Piloto suicida: una mala decisión puede llevar a la ruina a un honesto empleado de banco cuando una tarde encuentra su coche aprisionado por un camión aparcado en doble fila. Cuando los acontecimientos escapan de nuestro control es mejor bajarse cuanto antes del tren, o del camión.

La novela incorrupta: un escritor busca una solución para la publicación de una novela en la que algunos conocidos no salen muy bien parados. Un buen relato, me gustó el final.

Nocturnidad: hay gente que vive de noche y se siente incomprendida por el resto de la sociedad, que sigue unos biorritmos distintos. Se trata del relato que menos me gustó.

Paso a nivel sin barreras: un guardabarreras es despedido de su puesto pero decide que para seguir trabajando no hace falta que nadie le emplee. Uno de mis favoritos. Obsesión, mala leche, rebelión… mil maneras de interpretar la reacción del guardabarreras a su despido, pero lo que de verdad quería decir con su actitud solo lo sabrá él.

El padre: el cuento favorito de la pequeña Kerstin, una niña que no conoce a su padre y al que ansía ver algún día, es la atrevida y triste historia de una mujer fuerte y valiente apodada Oso Negro. Un relato amargo que es mi preferido. Creo que debería de haberse titulado Oso Negro

Tan fuerte como Oso Negro”.

No se mueve ni una hoja: la historia de la superación de una pérdida y de dos almas que se comprenden más allá de las palabras. Bastante nostálgica y llena de soledad, creo que es la historia a la que mejor le queda el título del libro. 

Un libro cortito que se lee en una tarde con unas historias curiosas y un toque de humor y soledad.

¿LO RECOMENDARÍA?: Sí.

VALORACIÓN: 

jueves, 19 de octubre de 2017

De cine: Re-Animator

Como parte del Reto Halloween junto al fuego, tras leer la historia de H. P. Lovecraft titulada Herbert West, Reanimador (reseña aquí) vi su adaptación al cine del año 1985. Re-Animator es una película dirigida por Stuart Gordon, producida por Brian Yuzna y cuyos papeles protagonistas recayeron en Jeffrey Combs (como Herbert West),  Bruce Abbot (como Danny Cain), Barbara Crampton (como Megan Hasley) y David Gale (como Carl Hill).

La película de serie B y de bajo presupuesto se ha convertido en un film de culto, que incluso tuvo dos secuelas, La novia de Re-Animator (1990) y Beyond Re-Animator (2003).

Las opiniones que tengo del film difieren mucho según la faceta de la que hable.

Por un lado, como adaptación y actualización del relato del escritor de Providence me parece bastante buena. Capta y traslada acertadamente el tono de la obra de Lovecraft y, aunque alarga la historia original incorporando algún personaje (como el de Barbara Crampton —con Lovecraft no había historia de amor, algo habitual en él—) es capaz de mantener grandes referencias a esta, como la de la Universidad de Miskatonic o el reanimado que “pierde” la cabeza. 

Pero como película no me gustó, lo cual ya intuía, pues es un film de terror gore con pequeñas dosis de humor que muestra bastante casquería y escenas grimosas. Eso no me da miedo, sino asco. Me advirtieron de la escena del gato (si no os gusta el gore es probable que no lleguéis hasta ella), pero lo que más repulsión me dio fue el desenlace, muy cerca del género zombi. 

En cuanto a las actuaciones me parecieron bastante justitas, aunque destacaría a los villanos. No creo que pueda poner a Herbert West otro rostro que el de Jeffrey Combs, muy creíble en su papel, al igual que David Gale, con una escena final que me revolvió el estómago (por si no había quedado claro no es una película para estómagos sensibles).

Me llamó la atención la banda sonora (de Richard Band) igualita a la que compuso Bernard Herrmann para  Psicosis (Hitchcock, 1960). Según Band, quiso con ella homenajear a Herrmann, pero por lo visto lo que consiguió fue que le llovieran las críticas por plagio.

Lo que siempre recordaré de Re-Animator es el suero verde fluorescente y a Combs con la jeringa en la mano presto a inyectarla a cualquier cadáver que se cruzara en su camino.

Jeffrey Combs como Herbert West. Fuente
de imagen: DevianArt

lunes, 16 de octubre de 2017

El prodigio (Emma Donoghue)

TÍTULO: El prodigio
AUTOR: Emma Donoghue
TÍTULO ORIGINAL: The Wonder
AÑO: 2016
EDICIÓN: Ediciones B, 2017
GÉNERO: Misterio

RESUMEN: Lib Wright, una enfermera altamente cualificada (de hecho ha estado bajo las órdenes de la famosa enfermera Florence Nightingale), es contratada para un trabajo que queda fuera de sus funciones habituales: no ha de cuidar de su próximo paciente, una niña de once años que asegura sobrevivir sin necesidad de comer, sino vigilarla. Esto que en principio le parece una tarea sencilla pues piensa que en breve descubrirá el truco de lo que sin duda es una estafa, no resultará ser así, sobre todo a medida que va tomando cariño a la niña.

OPINIÓN PERSONAL: La primera vez que vi este libro fue en el blog Página 13 M&R, y me llamó mucho la atención a pesar de alejarse un poco de mi terreno literario favorito. Pero algo en el argumento y en la opinión de las administradoras del blog me decía que lo disfrutaría, y no me equivoqué.

Florence Nigthingale. Fuente de
imagen: Wikipedia
El prodigio es una historia ficticia, pero toma como base hechos reales. Estos hechos reales sobre los que se asienta el argumento son dos. El primero es la labor de la enfermera Florence Nigthtingale, considerada precursora de la enfermería profesional moderna y creadora de la primera escuela de enfermería laica en el mundo. El segundo son las que se conocieron como “niñas de ayuno”: niñas y mujeres (también hombres, aunque en menor medida) que, entre los siglos XVI y XX, aseguraban poder vivir sin comer alimento alguno aduciendo para ello diversos motivos (especialmente religiosos).

Entender la enfermedad era lo primero para ser una verdadera enfermera, le había enseñado la señorita N.; había que captar tanto el estado mental como el físico del paciente”.

En la novela el motivo que aduce la joven es religioso y es precisamente ese uno de los temas principales del libro. Lib es inglesa y atea, o cuando menos agnóstica, y sin embargo todos a su alrededor, empezando por la joven a quien ha de vigilar, son irlandeses católicos. La mente de Lib, alejada de supersticiones, choca frontalmente con una visión de la vida que no entiende. Su educación  inglesa, su vida más cosmopolita que la de los habitantes del pueblo de Irlanda donde ha de trabajar, le otorga una forma de entender el mundo radicalmente diferente. Lib no se tragará tranquilamente las explicaciones religiosas ni pseudociéntificas que intenta dar la gente para acomodar a sus creencias particulares aquello que sucede a su alrededor.

Y ese es, en mi particular opinión, el tema principal de la novela: las creencias y los prejuicios. Por ejemplo, es muy evidente cómo los personajes irlandeses se dejan llevar por sus diversas creencias y buscan explicaciones que puedan hacer cuadrar la realidad con ellas. Pero también es cierto que Lib tiene sus propios prejuicios sobre los irlandeses, los católicos, los pobres…

Lib encontró despreciable la combinación de ocupaciones de Ryan”.

He visto varias opiniones que aseguran que El prodigio es un libro aburrido y repetitivo. Aunque es cierto que es repetitivo en algunos aspectos, no me ha resultado aburrido. Además, la autora ha logrado tramistir un ambiente un tanto opresivo, acentuado por el ambiente húmedo, pobre y triste de la Irlanda que describe. La novela, a mí parecer, sin ser una lectura de ritmo, tampoco está exenta de cierta intriga, abriéndose preguntas como ¿cuánto tiempo podrá sobrevivir la pequeña sin comida?, ¿qué puede llevar a alguien a plantearse vivir sin comer?, ¿estará ocurriendo realmente un prodigio en la castigada tierra irlandesa?

Lo que no me convenció fue el desenlace, algo simplón, muy forzado para que todo acabara como la autora quería que sucediera.

Que no haya escarcha en tus patatas ni gusanos en tu col”.

¿LO RECOMENDARÍA?: Sí.

VALORACIÓN:

viernes, 13 de octubre de 2017

Herbert West, Reanimador (H. P. Lovecraft)

TÍTULO: Herbert West, Reanimador
AUTOR: H. P. Lovecraft
TÍTULO ORIGINAL: Herbert West, Reanimator
AÑO: 1922
EDICIÓN: Valdemar, 2015
GÉNERO: Terror

RESUMEN: Herbert West es un prometedor estudiante de medicina en la Universidad de Miskatonic, Arkham. Sin embargo, sus mayores anhelos no están dirigidos a ayudar a los enfermos sino a devolver a la vida a los muertos, a… re-animarlos.

OPINIÓN PERSONAL: Aunque H. P. Lovecraft es sobre todo conocido por sus fantásticas narraciones de Los Mitos de Cthulhu, esta historia queda fuera de dichos mitos. De ella se dice que es una obra menor del autor, convertida en clásico solo tras haber sido llevada al cine en los años 80 con el film de serie B Re-Animator. Sin embargo, a mí, personalmente, me ha parecido una buena lectura del género, interesante y entretenida, perfecta para el Reto Halloween junto al fuego.

Los recuerdos y las posibilidades siempre resultan más terroríficos que la propia realidad”.

Herbert West, Reanimador es una novela corta (que he leído dentro de la recopilación de la narrativa completa de H. P. Lovecraft realizada por la editorial Valdemar), a modo de pequeña parodia del Frankenstein de Mary Shelley, dividida en seis capítulos. Fue publicada por  primera vez en seis entregas (en la revista Home Brew), lo cual explica que en cada capítulo se haga un pequeño resumen de lo sucedido hasta entonces y que se repitan algunos datos, como la apariencia del doctor West.

Está narrada en primera persona por un amigo y colega de Herbert, que relata cómo fue su vida desde que conoció a West: cómo West se ofuscó con el macabro objetivo de devolver la vida a los muertos; cómo al necesitar cadáveres recientes buscaba cuerpos frescos; cómo sus experimentos fracasaban y escapaban a su control; cómo la perversa obsesión del médico se fue convirtiendo en una peligrosa locura asesina. A lo largo de la novela el lector asiste no solo a la espantosa búsqueda de Herbert, sino a la evolución de su carácter y a los cambios en su relación con el anónimo narrador.

Durante sus experimentos con varias criaturas vivientes había matado y ensayado con un número ingente de conejos, cobayas, gatos, perros y monos, llegando a convertirse en el personaje más molesto de la Facultad

Ilustración de
H. West. Fuente de imagen: Wikia
Respecto al tema científico, Lovecraft lo simplifica a la mínima expresión y lo único que nos dice de los experimentos es que la llave de la resurrección reside (a diferencia de en la novela de Shelley) en una extraña solución química que ha de ser distinta para cada especie animal.

Me ha gustado esta historia desde el principio, donde el lector queda intrigado con unas pocas líneas, hasta el desenlace, totalmente lovecraftiano. Un terror conseguido de forma sencilla, perfecto para llenar unas horas de lectura en una oscura tarde de tormenta o en la cercanía de Halloween… cuando la barrera entre la vida y la muerte se difumina.

De Herbert West, que fue mi amigo en la universidad y posteriormente, no puedo hablar sino con extremo terror. Terror que no se debe completamente a la siniestra manera en la que desapareció recientemente, sino que fue engendrado por la naturaleza intrínseca de su trabajo en vida”.

¿LO RECOMENDARÍA?: Sí. El estilo es el que caracteriza al autor, pero más sencillo que en otros de sus relatos por lo que esta historia ligera puede ser una buena opción para acercarse por primera vez a él si no se quiere comenzar con Los mitos de Cthulhu.

VALORACIÓN:

miércoles, 11 de octubre de 2017

Imágenes en acción (Terry Pratchett) (Mundodisco 10)

TÍTULO: Imágenes en acción
AUTOR: Terry Pratchett
TÍTULO ORIGINAL: Moving Pictures
AÑO: 1990
EDICIÓN: Martínez Roca, 1993
GÉNERO: Fantasía

RESUMEN: Una fatalidad ha ocurrido en Mundodisco: un guardián ha muerto sin haber legado su tarea a nadie y una idea alocada se escapa de la colina de Holy Wood. En la peculiar ciudad de Ankh-Morpork la idea va calando en ciertas personas y los alquimistas dan a luz una brillante ocurrencia: crear historias a través de una cámara para mostrar imágenes en movimiento, ¡imágenes en acción!

Pero los alquimistas no son los únicos que se sentirán atraídos por la extraña magia de Holy Wood, también un estudiante de magia, trolls, animales que hablan,  e incluso Y-Voy-A-La-Ruina Escurridizo (un vendedor de comida ambulante) quien encontrará en Holy Wood un nicho nuevo en el que poner a prueba todas sus dotes… para empezar necesitará mil elefantes.

OPINIÓN PERSONAL: Sigo con mi reto (aunque en realidad no es un reto, sino un placer) de leer todas las novelas que componen Mundodisco, una saga de fantasía en la que el famoso autor Terry Pratchett satiriza la sociedad humana. Imágenes en acción es una novela que podría considerarse encuadrada dentro del arco argumental de Los Magos, pero que suele clasificarse como novela independiente de Mundodisco dentro de la temática de “Revolución Industrial”. 

En cada libro Pratchett centra su atención en algún aspecto de la sociedad, en esta ocasión su aguda mirada cae sobre el mundo del cine y todo lo que lo rodea: fama, fans, publicidad, manipulación, fuegos de artificio, representantes, actores… Con el humor y la ironía que caracterizan sus novelas, menciona todos los clichés de la historia del cine (“la chica en apuros”, “el héroe valiente”…) a la vez que se pregunta por cuestiones como el sentido de la fama o el sentido de la vida.

"La vida entera es como ver una película. Lo que pasa es que siempre parece como si hubieras llegado diez minutos después de que empezara, y nadie te cuenta de qué va, de manera que lo tienes que ir averiguando todo sobre la marcha, a medida que la ves.
Y nunca, nunca, tienes ocasión de quedarte en el asiento para el segundo pase".

Aunque en la novela no faltan las usuales referencias lovecraftianas, hay un buen guiño al Hobbit de Tolkien, apareciendo un mago, Ridcully el Marrón, que es una parodia de  Radagast el Pardo. Sin embargo, como no podía ser de otra forma en esta novela, la mayoría de las referencias son al mundo del cine. Brillantes ironías y parodias de grandes clásicos, de las que si tuviera que quedarme con un par destacaría el grandísimo guiño a King Kong y el de Lassie. Pero con Pratchett nada está a salvo y aparecen desde Tiburón hasta Lo que el viento se llevó, Blancanieves y los siete enanitos, Cantando bajo la lluvia, Conan el Bárbaro, El mago de Oz

—No sé cómo se titulará, pero estamos haciendo una que va sobre que hay que ir a buscar a un mago. Y también tenemos que seguir una carretera de loquines amarillos —le estaba explicando un hombre medio disfrazado de león a su compañero de espera en la cola”.

Imágenes en acción sigue la estructura de la mayoría de los libros de Mundodisco, sin estar dividida en capítulos y con una historia que se puede leer de forma independiente del resto de novelas. Aparecen varios personajes conocidos por los fans de la saga como el bibliotecario, los guardias Nobbs y Colon o la Muerte. Aunque son dos personajes nuevos los que se ganaron mi afecto, para mí lo mejor de la novela: Gaspode y Laddie, dos perros maravilla… cada uno a su manera. ¡Ah! Y no me voy sin mencionar lo mucho que me reí con un personaje recurrente, Y-Voy-A-La-Ruina Escurridizo, el vendedor de salchichas altamente desaconsejables que logra un nuevo nivel en el perfeccionamiento de sus habilidades vendedoras. 

Holy Wood sueña…
Sueña para todo el mundo”.

No tengo más que decir, así que…

Y luego una voz dijo:
—Eso es todo, amigos”.

¿LO RECOMENDARÍA?: A los seguidores de Mundodisco, a los que deseen una lectura divertida y a los amantes del cine.

VALORACIÓN: